Llueven iguanas congeladas en Florida debido a las bajas temperaturas

Compartir

Los habitantes de Florida están habituados a que sucedan cosas extrañas, pero nadie los había preparado para esto: la inusual ola de frío está haciendo que las iguanas caigan, congeladas, de los árboles.

La “bomba ciclónica” que azota con su frío ártico el este de Estados Unidos llevó nieve al norte de Florida por primera vez en tres décadas y causa desde el miércoles temperaturas tan bajas como 0 a 4ºC incluso en algunas áreas del sur de este estado.

Muchas personas carecen de calefacción y no tienen ropa de invierno para sobrellevar estas temperaturas en una latitud normalmente cálida. Pero también hay animales pasando dificultades, particularmente los manatíes, las tortugas y las iguanas.

Hombres trasladan cuatro iguanas congeladas en Florida. (REUTERS)

El jueves, el columnista del Palm Beach Post Frank Cerabino publicó una foto de una iguana verde, congelada, en el borde de su piscina.

Pero esto es un comportamiento normal en las iguanas, que son una especie invasiva en Florida. “A cerca de 4ºC, las iguanas verdes se pueden quedar inmóviles por la falta de flujo sanguíneo. “A medida que se calienten, comenzarán a moverse de nuevo”, dijo Sarah Lessard, portavoz de la Comisión para la Conservación de la Pesca y Vida Silvestre de Florida.

Las temperaturas cayeron por debajo de 5 grados Celsius el jueves por la madrugada en algunas partes del sur de Florida. (Twitter)

“Pero alentamos a la población a no ‘rescatar’ a las iguanas congeladas llevándolas a sus casas. Son animales salvajes y pueden intentar defenderse”.

En tanto, una ola de frío glacial que puede congelar rutas nevadas, provocar accidentes y complicar aún más la vida de las personas sin hogar golpea la costa este de Estados Unidos tras el paso de un “ciclón bomba”.

Aunque paró de nevar, “habrán temperaturas amargamente frías y ventiscas peligrosas ”, precisó el Servicio Nacional del Clima (SNC), que pronostica temperaturas de unos -20ºC en gran parte de la costa este, y hasta de -40º más al norte, de Maine a New Hampshire.

A raíz del ciclón, que azotó primero el sur de Estados Unidos provocando la primera nieve en tres décadas en Florida, más de 5.500 vuelos fueron anulados en todo el país desde el jueves.

Los dos aeropuertos de Nueva York, que habían cerrado sus pistas, reabrieron ayer, pero un 20 % de los vuelos en el aeropuerto JFK fueron cancelados, así como un 30 % en Boston, según el sitio FlightAware.

En Boston, olas de agua helada invadieron el puerto, una zona turística y una estación de metro, que recibió casi un metro de agua en las mayores inundaciones en la ciudad en 40 años.

En Virginia, más de 40.000 personas sufrieron cortes de electricidad, y miles más quedaron sin luz a lo largo de la costa, entre ellos unos 10.000 residentes de Massachusetts.

Las escuelas reabrieron en Nueva York -aunque permanecen cerradas en parte de Massachusetts- y miles de empleados palean a mano y en camiones la nieve sucia de calles y aceras.

Dentro de seis a 10 días, el termómetro subirá y se ubicará por encima del promedio, vaticinó el SNC. “Buenas noticias tras muchas semanas de frío atroz”.

AFP

Loading...

⇓ COMENTA Y COMPARTE ⇓
Compartir