Ancianos de Mandera podrían interceder por liberación de médicos cubanos

Compartir

Los ancianos en la comunidad somalí, como en la keniana, son muy apreciados “y tienen la capacidad de resolver problemas peligrosos y, a veces, complejos”.

De acuerdo con el diario local The Star, ancianos de Mandera cruzaron a Somalia para negociar con sus homólogos la liberación de los dos médicos cubanos capturados por presuntos militantes de Al Shabaab el viernes.

La voz de los ancianos en la comunidad somalí, como en la keniana, es muy apreciada. “Tienen la capacidad de resolver problemas peligrosos y, a veces, complejos”, explica The Star, al informar que al menos diez de ellos se encontrarían en Somalia desde ayer para iniciar conversaciones.

El viernes, de acuerdo con The Star, el gobernador de Mandera, Ali Roba, condenó el ataque y pidió a los ancianos que inicien conversaciones con sus homólogos en Bulahawa y se aseguren de que los dos regresen a Kenia a salvo.

“Hacemos un llamamiento a las agencias de seguridad para que hagan lo que sea necesario para salvar la vida de nuestros médicos cubanos y para que vuelvan del cautiverio. Envié mis condolencias a la familia del oficial fallecido”, dijo.

En Kenia existe un Consejo Nacional de Ancianos, cuya membresía debe estar avalada “por su carácter y espíritu demostrado a través de su comportamiento, buen juicio y sensibilidad a las necesidades de la comunidad”.

Se describen como “personas de influencia en su familia y comunidad y, a menudo, se las tiene en alta estima. La pertenencia al consejo de ancianos siempre ha dependido de la integridad personal y la capacidad de escuchar la voz de las personas, por encima del interés propio”.

El viernes, presuntos militantes del grupo extremista Al Shabaab secuestraron a los médicos cubanos Assel Herrera Correa y Landy Rodríguez en una emboscada cerca de la frontera con Somalia, en la que murió un policía que fungía como guardaespaldas.

Sería el segundo secuestro de extranjeros en cinco meses por el grupo, vinculado a Al Qaeda.

Mandera se mantuvo tensa tras el incidente. Los negocios cerraron cuando los agentes de seguridad comenzaron el operativo de búsqueda de los médicos. Frecuentes ataques Los profesionales de la salud son particularmente necesarios en esta región porque los médicos locales han huido por temor a los ataques de Al Shabab. El Dr. Herrera contó en julio a una cadena de televisión que atendía a unos 20 pacientes por día, mientras que el Dr. Rodríguez realizaba unas 10 cirugías diarias. Sobreponerse a la inseguridad y a las fronteras culturales y de idioma, además de la calidad de la atención, los ha hecho muy reconocidos por la comunidad.

El condado ha sido escenario frecuente de ataques en los que han muerto decenas de civiles y personal de seguridad. Al-Shabab se ha atribuido la autoría de la mayoría de ellos. En noviembre, los asaltantes hirieron a cinco personas, entre ellas dos niños. También secuestraron a una colaboradora italiana, Silvia Romano, de 23 años, en Chakama, un pequeño pueblo cerca de Malindi. Su estado y paradero aún se desconocen. El propósito de Al-Shabab es derrocar al gobierno central de Somalia y establecer uno propio, basado en la ley islámica.

El grupo somalí ataca con frecuencia Kenia, principalmente en la frontera con Somalia, para presionar al gobierno del país vecino a retirar sus tropas de Somalia, según The Star. En enero, el grupo organizó un gran ataque en un hotel de Nairobi, en el que murieron 26 personas.

Operación de rescate

Las unidades de élite de las Fuerzas de Defensa de Kenia (KDF) y el Servicio Nacional de Policía (NPS) están liderando la búsqueda, dijo el portavoz de la Policía, Charles Owino.

La policía dijo que el foco de la operación se ha desplazado a Somalia, en medio de afirmaciones de que el grupo terrorista ha cambiado de táctica en su modus operandi.

El viernes aproximadamente a las 9 de la mañana, los médicos fueron incautados en su camino hacia el hospital de referencia de Mandera.

En un ataque bien coordinado, los militantes, cuyo número no se estableció de inmediato, bloquearon el vehículo que transportaba a los médicos cerca de Banisa, en el corazón de la ciudad de Mandera.

Según testigos, los hombres armados obstruyeron el paso al vehículo que transportaba a los médicos.

Se dice que los atacantes abrieron fuego contra los oficiales de policía que escoltaban a los médicos, matando a uno instantáneamente. Otro policía escapó ileso.

Luego tomaron a los dos trabajadores de salud y se dirigieron rápidamente hacia la frontera entre Kenia y Somalia.

Según la policía, los militantes utilizaban dos automóviles Toyota Probox cuando se dirigieron al vehículo del gobierno del condado utilizado para que Hererra y Rodríguez viajaran al trabajo.

Todavía no estaba claro cómo logró escapar el otro oficial responsable de la custodia de los médicos.

Disponibles las 24 horas

Abdalla Hassan, jefe del hospital de referencia de Mandera, dijo que los médicos realizan visitas diarias en la sala de cirugía y practican cirugías los martes y miércoles.

Dijo que ambos también dirigen la clínica ambulatoria quirúrgica los miércoles y están disponibles las 24 horas para atender cualquier cirugía de emergencia, en ocasiones en pacientes de Somalia y Etiopía.

Hassan dijo que Herrera llevó a cabo visitas diarias en las salas de atención médica y pediátrica y ofrece consulta clínica ambulatoria los lunes y viernes.

Rodríguez ha atendido heridas de distinta complejidad, extirpación de útero, cirugías de estómago, lesiones en el pecho, extirpación de quistes, entre otras operaciones.

Tenía programada una cirugía de apéndice en un prisionero. Su futuro y el de muchas otras personas aliviadas por la presencia de los doctores cubanos, también es incierto ahora debido a los últimos acontecimientos.

Vía: OnCuba

Loading...

Compartir